ANGELINA JOLIE ENFRENTA UNA ENFERMEDAD EN LA PIEL

Angelina Jolie, Vanity Fair
La actriz Angelina Jolie se abrió con Vanity Fair y habló sobre su vida después del divorcio con Brad Pitt, acerca de cómo sus seis hijos la han pasado con este episodio, así de cómo finalmente se hizo cargo de su salud. Pero ahora, tras la una histórica adquisición de una mansión en Los Ángeles, de 25 millones de dólares, las cosas comienzan a ponerse en su lugar. 
Ella expresó: "Han sido una época muy dura, y necesitábamos nuevos aires. (Esta casa) es un gran paso para todos nosotros, estamos tratando de hacer lo mejor para sanar como familia". 
El verano pasado, durante la fase de post-producción de su película First They Killed My Father, relató, "las cosas se pusieron muy mal". Sin embargo, momentos después, aclaró: "No, no quiero usar esa palabra... Digamos que las cosas se tornaron 'difíciles'". 
"(Nuestro estilo de vida) no fue de ninguna manera negativo. Ése no fue el problema. Es y seguirá siendo una de las más maravillosas oportunidades que podemos darle a nuestros hijos... Ellos son seis inteligentes, reflexivos y luchadores individuos. Estoy muy orgullosa de ellos", y especificó: "Son muy valientes... en ese momento necesitaron serlo".
"Todos estamos lidiando con estos eventos... Ellos no se 'están curando' del divorcio. Se están curando de... la vida, de cosas que pasan en la vida". 
Pero el final de su relación con Pitt no fue su único reto: la actriz desarrolló hipertensión y Parálisis de Bell. Asimismo notó más canas y piel seca. 
"No puede decir si es la menopausia o si sólo ha sido por el año que he tenido", compartió. "Alguna veces las mujeres se ponen hasta el último, esto hasta que algo se manifiesta en su salud".
Jolie ha enfrentado los problemas paso a paso. "De hecho me siento más mujer porque estoy siendo cuidadosa con mis decisiones, poniendo en primer lugar a mi familia. Me estoy haciendo cargo de mi vida y de mi salud. Creo que eso es lo que hace a una mujer sentirse completa". 
Y continuó. "Por nueve meses he probado ser realmente buena, ser sólo ama de casa, recoger la popó del perro, lavar los trastes, leer cuentos para dormir. Y creo que soy muy buena en esas tres cosas". Sin embargo, reconoció, comienza a sentir la cosquillita de viajar y buscar nuevas aventuras. 

No hay comentarios.:

Con tecnología de Blogger.