ESCANDALO EN EL CONGRESO: EL GOBIERNO NACIONAL APUNTO CONTRA LA OPOSICION



Marcos Peña se refirió a los incidentes que llevaron a suspender la sesión en la Cámara de Diputados donde se iba a tratar la reforma previsional."Nunca se recurrió a la violencia como hoy", sostuvo el jefe de Gabinete, y agregó que "se cruzó una raya" por las demostraciones de violencia en el propio recinto.Peña acusó de la violencia a la acción de "un kirchnerismo atropellado, pero nunca como hoy, donde incluso un diputado quiso agredir al presidente de la Cámara de Diputados"."Hay una vocación mayoritaria de acompañar esta ley. No quisieron debatir. Cambiemos no va a seguir ese camino de la provocación y la violencia. Por eso, se propuso transmitir este mensaje de paz y tranquilidad. La mayoría de los argentinos están cansados de la violencia y la intolerancia que gobernó la Argentina", agregó."Tienen que tener la dignidad de sentarse y debatir, de perder cuando no representan a una mayoría. No es a través de la violencia y la mentira que van a obtener una solución", advirtió Peña a los grupos opositores.El jefe de Gabinete sostuvo que el proyecto oficial "es una buena ley", que contempla algunos puntos, entre ellos "la readecuación de la fórmula, la fijación del 82% móvil para los jubilados que cobren la mínima y tengan 30 años de aportes, para hacer un sistema jubilatorio sustentable".Y agregó que "refleja un consenso mayoritario.
Se sancionó con una amplia mayoría en el Senado. Se discutió en comisión en Diputados. Ahí empezamos a ver una acción de violencia. Vimos en las agresiones a los funcionarios que fueron a plantear este debate en la comisión. Y vimos hoy, como ayer, la búsqueda clara, primero desde la calle y luego en el recinto, convirtiéndose en piqueteros de la Cámara de Diputados, cruzando una raya que no se había cruzado en la Argentina"
.

No hay comentarios.:

Con tecnología de Blogger.