Conoce el mundo del billón de dólares de Apple


Hoy, la empresa fundada por Steve Jobs y su amigo Steve Wozniak en un garaje de Los Altos, California, en 1976 realmente está aparte de todas. La capitalización de mercado de Apple era de unos insignificantes 3 mil millones de dólares cuando Jobs regresó en 1996 a la herida compañía que había fundado. Superar la marca de un billón de dólares un poco más de dos décadas después pone un punto de exclamación al final de una notable carrera de éxito, que comenzó con la introducción de iMac, el iPod, la iPad y, especialmente, el iPhone, por parte de Jobs y luego su sucesor, Tim Cook, quien ahora preside el negocio más valioso de la historia moderna. Este tipo de grandes hitos son subjetivos. ¿Realmente importa si Apple valía 950 mil millones de dólares a principios de este año y más de un billón ahora? También se podría indicar que la oferta pública inicial planeada para el próximo año de Saudi Aramco, la compañía estatal de petróleo, podría generar una capitalización de mercado mucho mayor que la de Apple. Pero convengamos que un billón de dólares es dinero en serio, y que Apple cruzó este jueves tanto un umbral psicológico como uno numérico. Su valoración está a la par del producto interno bruto de Indonesia, la decimosexta economía más grande del mundo. Apple opera a una escala que dificulta que los clientes o incluso los gobiernos puedan contenerla. "La imagen de una compañía de ese tamaño sin duda cede la percepción de un mundo Galbraithian que muchos de nosotros nunca hemos considerado o concebido realmente", dice David Yoffie, profesor de administración de empresas internacionales en Harvard Business School. Pero Apple casi no llegó a este punto. "The Fall of a American Icon" (La caída de un ícono estadounidense), un reportaje de portada de Businessweek en febrero de 1996 reveló cómo la burocracia, las estrategias cambiantes y una gran cantidad de productos intrascendentes dominaban a esa compañía hace décadas. Incluso años después de que Jobs retomara el control y transformara la línea de productos, Apple tenía menos del 5 por ciento de la cuota de mercado para computadoras personales.

No hay comentarios.:

Con tecnología de Blogger.